Ultimas Noticias

LA CARGADA

Te observan, hablan de ti, te critican, te envidian y al final te imitan.

Frases de Internet

Por Luis A. Chávez

 

Las contiendas de carácter político, en México, son de las más “enmarañadas” a nivel mundial; sus motivos y causas, sus efectos, son de sobra conocidos pero, de entre su propio maremágnum, destaca el término “irse a la cargada” que significa acoderarse, incorporarse como que no quiere la cosa -sin estar definido desde el principio- a los que van encarrilados al triunfo o, ya triunfaron.

Y a pesar de sobrados testigos de que aquel era amarillo huevo, y ahora es verde que te quiero, se pasan a las filas ganadoras como si tal cosa; se acomodan felices y sonrientes no importándoles las críticas y los señalamientos de su nueva posición es decir, son sencillamente hipócritas y, un elemento así, es de cuidado. Lo es porque en la vida se supone que la persona debe definir sus causas como, de la misma manera, aceptar sus fallas, asumir sus derrotas.

Irse a la cargada significa para estas vamos a decir personas, cambiar d piel, ponerse otra máscara habida cuenta de que sus planes, sus proyectos políticos iban o están en el fracaso pleno.

El caso local es sorprendente por estos caraduras de la grilla. Muchos le apostaron a Héctor Yunes Linares y, pocos, le apostaban a Miguel Ángel Yunes quien, denostado por Héctor, éste precisamente creía tener en el bolsillo la asignatura de gobierno para dos años. No fue así, perdió.

¿Qué hicieron entonces los “Hectoristas” ante la abrumadora votación a favor de Miguel Ángel Yunes? Muchos se mordieron las uñas y dijeron “pues ni modos”, se regresaron a vender empanadas. Pero otros contemplaron el panorama y, perfectamente enterados de que su panorama personal grillero ni en Catemaco se podía arreglar puesto que el palo dado ya se había dado, optaron ante la vista de todos por cambiar su camiseta y, sutilmente, han comenzado a emitir señales a favor de Miguel Ángel Yunes es decir hacia aquel por no quien no apostaron. A tanto llega el cinismo y el descaro porque incluso han comenzado a denostar del gobernador actual como si desde antes hubieran estado en contra de semejante régimen de represión que, ojalá, Miguel Ángel Yunes Linares cumpla su oferta de llevar a prisión a quien tanto daño hizo y continúa en las mismas.

A tanto llega pues, los que a la cargada se han ido pero, de lejos, se ven los pájaros que son calandrias.

 

Deja un Comentario

Tu dirección de email no será publicada. Required fields are marked *

*